Historia

La Guerra Hispanoamericana: causas, desarrollo y consecuencias

por
publicado en
Tomada de EcuRed

La Guerra Hispanoamericana, un conflicto que marcó un punto de inflexión en la historia de América Latina y el Caribe, tuvo sus raíces en una serie de tensiones políticas, económicas y territoriales que se habían ido acumulando durante décadas.

Las causas principales de la Guerra Hispanoamericana incluyeron la lucha por la independencia y la autodeterminación de las colonias españolas en América, así como el deseo imperialista de Estados Unidos de expandir su influencia y territorio. No se puede pasar por alto que en 1800 el Presidente de EE. UU. Thomas Jefferson dejó sentado en la política exterior de la recién nacida nación norteamericana, que Cuba debía ser incluida en el territorio norteamericano. Entre muchos de sus planteamientos T. Jefferson sobre Cuba dijo: “Confieso francamente que siempre miré a Cuba como la adición más interesante que pueda nunca hacerse a nuestro sistema de Estados”.

El hundimiento del USS Maine en el puerto de La Habana en 1898, aunque aún se debate su causa exacta, sirvió como detonante para la intervención estadounidense en el conflicto. La teoría más aceptada ha sido la de  autoagresión para que los EE. UU. tuvieran un casus belli.

La guerra comenzó oficialmente el 25 de abril de 1898, cuando Estados Unidos declaró la guerra a España. Culminó el 12 de agosto de 1898, con la firma del Tratado de París, que puso fin al conflicto y estableció la soberanía estadounidense sobre Puerto Rico, Guam y Filipinas, además de la independencia de Cuba de España. Aquí nos enfrentamos a otras de las cuestiones más engorrosas de esa guerra. Mientras los militares españoles combatían valerosamente, la cobardía de la élite política de esa nación decidió el desenlace del conflicto sobre una mesa de conversaciones olvidando uno de los principios básicos de la guerra como instrumento de política, “mientras más el enemigo apriete, más resistencia hay que oponerle”.

En Cuba, los principales combates incluyeron la Batalla de Las Guásimas, la Batalla de El Caney, la Batalla de San La Loma de Juan y el asedio de Santiago de Cuba.  En otra ocasión expondremos esas batallas.

Si bien la Guerra Hispanoamericana demostró la capacidad militar de Estados Unidos, también reveló las deficiencias y limitaciones de su ejército. A pesar de su victoria en el conflicto, Estados Unidos enfrentó desafíos logísticos y estratégicos significativos, y experimentó deficiencias en el mando y coordinación de las tropas, inferioridad del armamento de infantería. En tierra, la valerosa resistencia española únicamente pudo ser aplastada por la superioridad numérica y el apoyo recibido por los insurgentes cubanos.

Walter Millis nos dice con sorna: “En ninguna guerra, desde entonces, los ejércitos norteamericanos han podido triunfar sobre su enemigo, a menos de aplastarlo en número y equipos”, - para luego agregar - "sus generales no eran más que empresarios de uniforme capaces de obtener éxito solamente si les sobraba poder material o les ayudaba un aliado combatiente”. En el caso de Cuba durante la Guerra Hispanoamericana contaron con las dos cosas: superioridad numérica y a los cubanos como aliados.

Si los cubanos hubieran optado por aliarse con España en lugar de con Estados Unidos, el curso de la guerra habría sido muy diferente. Una cuestión que no deja dudas es que los desembarcos de marines no hubieran tenido posibilidad de realizarse si los cubanos hubieran combatido a los invasores. Especular sobre este escenario plantea interrogantes sobre el futuro de Cuba como nación independiente y su relación con Estados Unidos y otras potencias mundiales. Pero una cuestión queda bien clara: “Si las negociaciones directas con España, no se iniciaron, cosa que tal vez hubiera convenido a los cubanos, no fue por culpa del gobierno español, que hizo lo que pudo para lograrlo, sino error y el poco acierto del gobierno cubano y del silencio de nuestros agentes en el exterior, sugestionados indudablemente por la influencia americana”, nos escribió Enrique Collazo en su libro “Los americanos en Cuba” (1905). En ese marco, la dirección militar cubana, que había perdido a Martí y Maceo, decidieron dar apoyo a la funesta intervención del país del norte. Error que solo se puede calificar como un Zanjón, sin Zajón por las consecuencias que tuvo para Cuba.

La interpretación de la Guerra Hispanoamericana varía según la perspectiva. Mientras Estados Unidos afirma haber liberado a Cuba del dominio español, muchos cubanos ven la intervención estadounidense como oportunista y cuestionan su verdadero motivo, especialmente dado el declive del poder español en la región en ese momento, que le escamotea la victoria al Ejército Libertador Cubano y robándole al pueblo de Cuba la verdadera independencia.

En conclusión, la Guerra Hispanoamericana fue un conflicto complejo que tuvo profundas implicaciones para Cuba, Estados Unidos y España y en la geopolítica mundial. La Guerra Hispanoamericana dejó por sentado el surgimiento de los EE. UU. como potencia y el comienzo del Imperialismo como fase superior del capitalismo. Más allá de las batallas y las cifras de bajas, su legado continúa resonando en la historia y la política de la región hasta el día de hoy.

Notas:

Enrique Collazo y Tejeda - Nació el 28 de mayo de 1848 en Santiago de Cuba. Se graduó en la Escuela de Artillería de Segovia, España en 1862. En 1868 rompe con el Ejército Español y se incorpora a las luchas independentistas. En 1895 alcanzó el grado de Bigradier. Durante la "república" se dedicó a dejar plasmada la memoria histórica de Cuba y fue un gran activista político.

Thomas Jefferson - fue el tercer presidente de los EE. UU. entre 1797 y 1801. Nació el 13 de abril de 1826 en Charlottesville en Virginia y murió el 4 de julio de 1826.

Referencias:

Estimado lector, gracias por tu interés en mi artículo. Si estás interesado en estos temas, por favor, suscríbete al tocororocubano.com, para no perderte las siguientes publicaciones. Apóyanos "votando a favor" y dejando tus comentarios.

#tocororocubano #guerrahispanoamericana

Comentarios