Naturaleza

Energía fotovoltaica en Cuba, actualidad y perspectivas

por
publicado en
Image by Sebastian Ganso Pixabay

Cuba, territorio insular caribeña conocido por su clima tropical y su alto índice de radiación solar, ha comenzado a reconocer el inmenso potencial de la energía solar como una solución sostenible para sus necesidades energéticas. La transición hacia energías renovables no solo responde a una necesidad ambiental, sino también a un imperativo económico y social en un contexto de limitaciones energéticas y dependencia de combustibles fósiles importados. Este artículo explorará el desarrollo actual de la energía solar en Cuba, sus logros, desafíos y perspectivas futuras.

Recordemos que la capacidad de producción energética es la base esencial para lograr el desarrollo económico estable y sustentable, de cualquier sociedad humana.

Los portadores energéticos fósiles tienen una eficiencia de entre 30% y 35%, mientras  los sistemas fotovoltaicos es de 20%, pero es una fuente de energía presente en condiciones que solo se requiere ser captada y su efecto ambiental es menor.

La experiencia cubana muestra un alto índice de seguridad de producción energética porque siempre hay una buena disponibilidad de luz solar homogénea en todo territorio nacional y se ha registrado que la mínima generación ha sido de 60% en condiciones ambientales desfavorables.

La desventaja fundamental de la energía fotovoltaica es que puede caer incluso a 0% rápidamente en condiciones atmosféricas desfavorables como la nubosidad y lluvias torrenciales, pero esto se puede compensar con la instalación de sistemas de acumulación por medio de baterías de litio. La vida útil de los paneles solares se calcula en 20 años.

A partir de que la energía fotovoltaica es descentralizada, los actores, tanto personas naturales como jurídicas pueden instalarla e independizarse del sistema eléctrico nacional e incluso vender su excedente a la Unión Eléctrica, lo cual está regulado por el Decreto Ley 345 y la Resolución 238/2023.

Cuba ha dado pasos significativos en la implementación de tecnologías solares. Desde la década de 1990, el país ha utilizado paneles solares en áreas rurales y montañosas para proporcionar electricidad a comunidades aisladas, escuelas y clínicas. Sin embargo, ha sido en los últimos años cuando se ha visto un impulso más fuerte hacia la integración de la energía solar en la red eléctrica nacional.

El país cuenta con varios parques solares fotovoltaicos en operación. En 2019, el parque solar fotovoltaico Ciro Redondo, uno de los más grandes del país, comenzó a operar con una capacidad de 2,5 MW. Este tipo de iniciativas refleja el compromiso del gobierno cubano con la expansión de la capacidad instalada de energía solar.

El 31 de mayo de 2024, Prensa Latina nos informó que en la localidad de la Corua, provincia de Holguín se trabaja en la instalación de un parque fotovoltaico, con tecnología China de unas 20 hectáreas de las 32 que tiene el proyecto.

Este es uno de los proyectos de los 46 que se prevé instalar este año 2024, cada uno de los cuales producirán 21 megawatts. Hasta el 2028 se instalarán 92 parques solares con una capacidad de producción de 2 000 megawatts totales.

La energía solar presenta múltiples beneficios para Cuba:

Reducción de la dependencia de combustibles fósiles: Cuba importa gran parte de su petróleo, lo que la hace vulnerable a fluctuaciones en los precios internacionales. La energía solar, siendo abundante y gratuita, ofrece una alternativa económica y estable.

Sostenibilidad ambiental: Al reducir el uso de combustibles fósiles, la energía solar contribuye a la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, alineándose con los compromisos globales de Cuba respecto al cambio climático.

Acceso energético: La energía solar ha permitido llevar electricidad a comunidades rurales y aisladas que antes no tenían acceso, mejorando así la calidad de vida y las oportunidades económicas.

A pesar de los avances, Cuba enfrenta varios desafíos en su transición hacia una mayor adopción de la energía solar:

Financiamiento y recursos: La implementación de proyectos solares a gran escala requiere una inversión significativa. Las medidas punitivas en el ámbito económico, comercial y financiero de EE. UU. provocan que Cuba tenga dificultades para obtener los recursos necesarios y limitaciones al acceso a inversiones y tecnologías de punta en el sector.

Infraestructura y mantenimiento: La infraestructura necesaria para el desarrollo y mantenimiento de instalaciones solares es limitada. Capacitar personal y asegurar un mantenimiento adecuado es esencial para la sostenibilidad de los proyectos, para ello ha contado con la colaboración de socios chinos y españoles.

Integración en la red eléctrica: Integrar la energía solar en la red eléctrica nacional requiere modernización y adaptaciones técnicas para manejar la intermitencia y variabilidad de la producción solar.

A pesar de los desafíos, el futuro de la energía solar en Cuba parece prometedor. El gobierno cubano ha establecido ambiciosos objetivos para aumentar la participación de las energías renovables en el mix energético del país. Según el plan de desarrollo energético, Cuba aspira a obtener el 24% de su energía de fuentes renovables para 2030, con la energía solar jugando un papel crucial. Además de la fotovoltaica se explota, la energía eólica y la hidráulica.

Inversiones y cooperación internacional: Para alcanzar estos objetivos, Cuba busca atraer inversiones extranjeras y establecer colaboraciones internacionales. Proyectos conjuntos con países como China y España ya están en marcha, y se espera que nuevas alianzas puedan proporcionar el financiamiento y la tecnología necesarios.

Innovación y capacitación: La capacitación de recursos humanos y la inversión en investigación y desarrollo son esenciales. Cuba tiene potencial para convertirse en un centro de innovación en energías renovables en el Caribe, desarrollando soluciones adaptadas a su contexto específico.

Energía solar residencial y comercial: Fomentar la adopción de paneles solares a nivel residencial y comercial también es una estrategia viable. Programas de incentivos y subsidios podrían acelerar esta adopción, diversificando así las fuentes de energía y descentralizando la producción. En este campo los emigrados cubanos deberían profundizar la colaboración con sus familiares, parientes y amigos en el país.

Conclusión

El uso de la energía solar en Cuba es una iniciativa estratégica que no solo responde a la necesidad de diversificar el mix energético del país, sino también a los imperativos económicos y ambientales.

Aunque existen desafíos significativos, las perspectivas son positivas con el apoyo adecuado, la inversión y la cooperación internacional. La energía solar tiene el potencial de transformar el panorama energético de Cuba, proporcionando una fuente de energía limpia, segura y sostenible para el futuro.

Notas:

Megawatt (megavatio) MW - una unidad de potencia que equivale a un millón de vatios.

Watt (vatio) W - unidad de potencia eléctrica que equivale a un julio o joule (J) por segundo, es la unidad que mide la cantidad de energía entregada o absorbida por un elemento en un tiempo determinado.

Datos de interés:

La capacidad generadora de energía eléctrica en Cuba en 1950 se calcula en 500 MW, en la actualidad es de 6 000 MW. Hay que destacar que la capacidad de generación eléctrica durante el período revolucionario se multiplicó por 10.

Antes de 1959, el acceso a la electricidad se limitaba fundamentalmente a áreas urbanas y sectores industriales y solo el 56% de la población contaba con ese servicio. En la actualidad el 99% de la población tiene acceso a electricidad. Estos datos demuestran los esfuerzos del gobierno revolucionario cubano de garantizar la electricidad a la población como un servicio básico.

Referencias:

Estimado lector, gracias por tu interés en mi artículo. Si estás interesado en estos temas, por favor, suscríbete al tocororocubano.com, para no perderte las siguientes publicaciones. Apóyanos "votando a favor" y dejando tus comentarios.

Copyright © Henrik Hernandez 2024

Comentarios